Flor sin olor, le falta lo mejor

sweat
Foto: Bichito

Sigo hoy con mis disertaciones sobre el transporte público. Y no es que no me guste. Al contrario, me parece estupendo su uso para evitar tantos malos humos en las ciudades. Pero ahora que llega el calor y con él los sudores, hay días en que el ambiente se vuelve insoportable.

Siempre te puedes encontrar todo tipo de aromas y normalmente la mezcla es explosiva. Lo peor de todo es que normalmente no somos conscientes del hedor que nosotros mismos desprendemos. Esto tiene una explicación científica: cuando descubrimos un olor es por la presencia de moléculas de una determinada sustancia que son captadas a través de los “sensores” de nuestros órganos olfativos. Estos son muy sensibles. Sin embargo, cuando el olor lo generamos nosotros mismos nuestros receptores se saturan, se acostumbran al olor y ya no lo sentimos. Lo mismo sucede, por ejemplo, en una casa. Cuando entras a la tuya no notas un olor especial pero cuando vas a la de otra persona, al entrar, notas una fragancia característica y rara.

Así que ya no vale la típica excusa de: “Si yo no huelo mal…” o “Esto son feromonas masculinas para atraer a las hembras” (puedo prometer que esto último lo he oído). Antes de salir de casa, preguntádselo a un ser querido (de esos con los que piensas que la confianza da asco). Será el mejor termómetro anti-olores.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Lorena Fernández

Por el día, directora de identidad digital en la Universidad de Deusto. Por la noche, rompiendo techos de cristal en Doce Miradas. Y como dormir está sobrevalorado, colaboro en Radio Bilbao en la sección "De las ondas a la red" del programa Hoy por Hoy Bilbao. Puedes saber más de mí o echar un vistazo a mis publicaciones, cursos y participación en congresos.

7 thoughts on “Flor sin olor, le falta lo mejor

  1. Sin olvidar que si el ser querido es muy próximo tampoco vale de mucho porque el o ella también se ‘acostumbra’ a tu olor. Seguro que te ha pasado mas de una vez que, al volver a casa después de un par de días te huele a ‘cerrado’ pero aunque no abras las ventanas para que se ventile la casa al cabo de unos pocos minutos el olor desaparece. O más bien dejás de percibirlo… así que mejor recurrir a la vecina, o al vecino… siempre y cuando no sean también seres queridos… ¡pero que lío!

  2. lo mejor son los colegas, a los que sin ningún tapujo les puedes gritar (y te pueden gritar ellos a ti): “¡Cómo te canta la poza, cabrón!”

  3. Lore, pues no se en Basauri, pero en Madrid casi todos los autobuses, trenes de metro y cercanías tienen aire acondicionado, lo que ayuda mucho a mitigar olores. Asi que por los Madrises viajamos que da gusto. Saludos.

  4. A mi me da igual ducharme, echarme desodorante y colonia: a los 5 minutos en estas fechas ya estoy sudando otra vez. :S
    Y se agradece el aire acondicionado en los transportes, cierto. Además, en estas fechas, que hay menos gente, hace mas efecto. 🙂

  5. Aire acondicionado = caca;

    Prefiero oler mal (hasta cierto nivel, que tampoco es eso) a agarrar un costipado.

    Vamos, digo yo….

  6. @josemaria: eso es cierto, también nos acostumbramos a los aromas que nos rodean así que habrá que pedirle a ese vecino del 5º tan guapo que te olisquee 🙂

    @fortran: al final, los amigos son los que menos te engañan y con los que más se cumple lo de “la confianza da asco”

    @damian: pues aquí tanto el metro como el tranvía tienen aire acondicionado (que por cierto, siempre está friiiisimo) pero el tren en el que yo voy, tiene vagones nuevos y viejos. Si te toca en los viejos, el único sistema de aire es bajar las ventanillas al máximo.

    @muaddib: yo me he puesto a practicar Tai Chi para controlar la temperatura de mi cuerpo XDDDDDD

    @may: lo del aire acondicionado tiene para otro post completito. A mí me lo han puesto en el trabajo y hay unas peleas… (es la discordia en forma de frío)

  7. Os contaré un secreto… practicad deportes, mucho sexo, o sauna.

    Eso hace que vuestros poros estén abiertos y la sudoración que provoca limpia los poros (luego toca ducharse, claro). Si nos duchamos sin limpiar los poros, probablemente el olor que no percibimos (Lore cada día me enseñas algo nuevo, gracias), lo percibirán los demás…

    Ah! y no vale echarse desodorante cuando se anda sucio, … no hagais guarradas 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *