Ciberdisidentes

google in china
Foto: Miguelg

En muchas ocasiones he escuchado que el éxito de Internet radica en la libertad que nos otorga al ser el mayor propulsor de la libre comunicación horizontal. Sin embargo, estamos sometidos a más controles de los que creemos.

Con la justificación de defendernos del terrorismo, la pedofilia, etc… numerosos gobiernos coartan la libertad de expresión de sus internautas silenciando las voces disidentes y vigilando sus movimientos.

En los países en los que la censura ahoga la realidad y los medios de comunicación tradicionales están bajo los hilos del poder, frecuentemente son los bloggers los nuevos periodistas. Son los únicos que publican una información independiente (no con esto digo objetiva, puesto que siempre estará sometida a un alto grado de subjetividad). Y en muchas ocasiones arriesgan su integridad para ello.

Desde la comodidad de nuestra situación no percibimos medidas llevadas a cabo por determinados países y que resultan impensables aquí. Algunos ejemplos de esto:

En Birmania, bajo una dictadura militar, el precio de los pc’s es demasiado alto para un ciudadano medio. Por lo tanto, la única manera de conectarse a Internet es a través de los cibercafés. Allí se efectúan automáticamente capturas de pantalla cada cinco minutos, con el fin de vigilar la actividad de los usuarios. Además, sistemas como Yahoo!, Hotmail, Gmail, Skype,… están bloqueados, al igual que los sitios de la oposición. Si los birmanos desean usar un servicio de correo, tienen que usar las cuentas de Mail4U que curiosamente las facilita el Estado (que por supuesto, filtra y controla). Además, si un ciudadano se compra un ordenador, deberá registrarlo en el MPT (Ministerio de Comunicaciones, Correos y Telégrafos). Si no lo hace puede enfrentarse a penas de hasta 15 años de cárcel.

Me es difícil imaginarme entre rejas por las chorradas que pongo en el blog, pero en países como China, Irán, Siria, … hace tiempo que estaría.

  • China es la mayor cárcel de ciberdisidentes del mundo: 62 personas encarceladas por verter su opinión en Internet.
  • En Irán, entre el otoño de 2004 y el verano de 2005, cerca de una veintena de bloggers fueron encarcelados. Un ejemplo es el de Mojtaba Saminejad, un blogger de 23 años, al que han condenado a dos años de cárcel por insultar al Guía Supremo.
  • También en Siria fue detenido un estudiante kurdo de periodismo por haber publicado, en un sitio con sede en el extranjero, las fotos de una manifestación en Damasco.

En algunos cibercafés de la capital de Uzbekistán muestran la siguiente advertencia: “5.000 soms (4 euros) de multa por consultar un sitio pornográfico, 10.000 soms (8 euros) por consultar un sitio político prohibido”.

En Corea del Norte, hasta 2003, se prohibió al pueblo conectarse a Internet. Actualmente, sólo unos cuantos miles de privilegiados pueden hacerlo aunque sólo a un limitado número de páginas que, claro está, ensalzan el régimen. Esto mismo sucede en países como Cuba, Turkmenistán, etc…

Pero no todos los que controlan a sus internautas son países con férreas dictaduras. En Estados Unidos se hizo famosa Echelon, la mayor red de espionaje y análisis para interceptar comunicaciones electrónicas de la historia. Además, el Gobierno Estadounidense también presiona a los buscadores para que aporten los datos que tienen de sus usuarios con tal de facilitar su lucha contra el terrorismo.

Me dejo en el tintero muchísimos más países y muchísimas más medidas. Esto sin contar las que nos aplicarán y que desconocemos.

No os podéis perder los siguientes documentos:
¿Cómo hacer un blog de manera anónima ? (PDF)
Handbook for bloggers and cyber-dissidents
A partir del 22 de septiembre, la Guía práctica del blogger y el ciberdisidente estará disponible en las librerías por 10 euros y también será posible descargarla en cinco idiomas (francés, inglés, chino, árabe y persa), en la web de Reporteros sin Fronteras.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Lorena Fernández

Por el día, directora de identidad digital en la Universidad de Deusto. Por la noche, rompiendo techos de cristal en Doce Miradas. Y como dormir está sobrevalorado, colaboro en Radio Bilbao en la sección "De las ondas a la red" del programa Hoy por Hoy Bilbao. Puedes saber más de mí o echar un vistazo a mis publicaciones, cursos y participación en congresos.

10 thoughts on “Ciberdisidentes

  1. Muy buen artículo. Además hay que añadir la hipocresía de las grandes empresas occidentales (las de Internet también, y no sólo ellas), que ven en determinados países la solución a las penas de sus resultados y el modo de hacerse más y más ricas a cualquier precio, un precio además relativamente bajo, pues si nos centramos en el caso de China y las empresas de Internet, nadie nos hemos cambiado de buscador favorito ni de portal preferido porque Google y Yahoo ayuden al gobierno chino a capturar a los disidentes que emplean sus servicios para luchar por sus libertades…

  2. Saludos

    Lo que sabemos… y lo que no sabemos… Internet no ha triunfado para nada por la libertad que da, mas sí por la SENSACIÓN de libertad y posibilidades. Luego la gran mayoría harán actividades rentables para las empresas interneteras y otros usarán su media libertad como más les convenga.

    Es una lástima el control de contenidos que hay, no sólo en los países citados, sino en general.

    Aún recuerdo el día en que me enteré que en China el gobierno impedía el acceso a la wikipedia a la vez que leía la noticia de que Blogger había llegado a un acuerdo con el gobierno de dicho país para que levanten el bloqueo sobre Blogspot (supongo que facilitando la identificación y borrado de blogs chinos “molestos”). Ahora, eso sí, el gobierno Chino promueve conexiones y una serie de servicios usados a lo bruto y que le reportan unos beneficios nada despreciables.

    La cosa es que se consuma. Sin más. Y si no se consume, al menos que no se despierte la gente gracias a información “poco adecuada”.

    En fin, queda mucho por recorrer en esto de poder hablar sin que te caigan palos por ello.

    Hasta Luego 😉

  3. A veces el control y la censura no vienen directamente de los gobiernos, sino de sus partidarios. Campañas de acoso y ataques contra los disidentes orquestadas de forma que la mano de los gobiernos no se ve. ¿Para qué mojarse el gobierno en bloquear una web si hay una legión de fanáticos haciendole ataques y desprestigiandola todos los días? Eso se ha visto en ataques a páginas de partidos políticos también aquí, en España.

  4. Son muchos los casos de censura difundidos en la blogósfera y me quedé atónito al descubrir que Estados Unidos es uno de los países que censura aquellos contenidos que no le favorecen.

    ¿El país de la libertad y la democracia? Sí, claro.
    A estas alturas el velo ha sido descubierto y ya no caben dudas de que es uno de los países menos democráticos del planeta.

    Te felicito por el excelente post.

  5. Además hay otro problema, si tratas a un inocente como un delicuente al final…en qué se convertirá?

  6. Muy Buen Artículo. Definitivamente eso es cierto,. Mietras los gobiernos tengna un poco mas de poder sobre internet mas disidencia existirá. Menos mal aquí en Colombia no se da el caso porque con todo lo que se escribe contra el gobierno… hubierna mandado encarcelar e implantar la pena de muerte de inmediato.

  7. Este excelente post sintetiza la situación actual de censura en materia de libertad de expresión que sufren varios países del mundo, entre ellos Estados Unidos. Si bien Internet pretende generar mayor libertad al propulsar la comunicación libre, estamos sometidos a más controles de los que creemos.

  8. Buen artículo y bien blog;)
    Da escalofríos pensar que la red no es tan libre como pensamos, y que hay gente que tiene que tener mucho cuidado con lo que escriba en un blog, aunque lo haga desde el “anonimato” ( no siempre se es tan anónimo como pensamos y nos gustaría ser). A lo mejor dentro de unos años, para acceder a internet nos piden un certificado de buena conducta y tener buen expediente, sin ningún ciberdelito anotado XD

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *